Almas para el Diablo
Si el Rock tiene un bajista predilecto en Teruel ese es Rubén. Músico autodidacta, bajista accidental, comienza a tocar el bajo en una banda de amigos en el instituto. A partir de ahí conocerá a varios músicos de la capital, integrándose como bajista en diferentes formaciones musicales. En 1997 funda junto a cuatro músicos turolenses el grupo “Ferrocarril Sur”, grupo de blues en el que coincide con Frankcho, y con el que llegan a tocar en las fiestas de la capital. Años más tarde, junto con Frankcho, Pili y tres músicos más, forma el grupo-orquesta “Corleone”, con los que alcanzó gran éxito. Fue por entonces cuando a raíz de compartir “Corleone” local de ensayo con el grupo “Visitantes” conoce a Gus y Alberto, y tras la retirada de su amigo y mentor “Goli” y la disolución de “Corleone” entra a formar parte de este grupo de rock todavía hoy en activo. Ha participado en la grabación de tres discos: “En directo”, de Ferrocarril Sur, “Perdición”, de Visitantes y “Réquiem”, de Almas para el Diablo. A finales de 2007 recibe la llamada de Frankcho para participar en el proyecto que este había creado junto a Alberto y Pili. Desde entonces ha puesto su bajo al servicio de Almas, aportando todo el rock que su alma esconde: un lujazo para esta banda.